domingo, 13 de enero de 2013

Los problemas de visado invaden Liga MX

La revocación de la Secretaría de Gobernación de los Permisos Especiales, presuntamente otorgados por el Instituto Nacional de Migración (INM), dejaron mal parada a la Liga MX que buscó ocultar y hacer a modo la Ley de migración para conveniencia de los clubes que integran el campeonato mexicano.

La acción que pretendía hacer Decio de María, presidente de la Liga, quedó desenmascarada esta noche luego que los Gallos no alineó y ni siquiera convocó a todos sus extranjeros, no obstante que jugaron la Fecha 1, debido a que no cuentan con la visa de trabajo correspondiente y tendrán que regresar a sus países para tramitarla y llegar con dicho requerimiento a fin de poder tomar parte en el campeonato.

Todo comenzó el pasado jueves cuando Guillermo Vázquez, entrenador del Cruz Azul, aseguró en conferencia de prensa que contaba ya con sus extranjeros Teófilo Gutiérrez y Nicolás Bertolo, porque habría "permisos especiales" (sic) para ambos, aun y cuando no contaban con la visa de trabajo.

ESPN.com pudo enterarse posteriormente que más equipos del balompié mexicano recibirían ese beneficio, por lo que también, en Atlas, elementos como el chileno Rodrigo Millar y el boliviano José Luis Chávez, serían habilitados para participar con dicho "permiso" que habría otorgado el INM a futbolistas que entraron al país como turistas, pero podían "trabajar" mientras tramitaban su visado.

Sin embargo, el viernes por la tarde, la Secretaría de Gobernación (Segob) envió un comunicado a la Liga MX para enterarlos que había sido revocado el permiso, por lo que todos los futbolistas que no habían tramitado su visa tendrían que realizarlo en forma inmediata.

La propia Liga se lo hizo saber a los clubes de Primera División que tuvieron que dejar a un lado la posibilidad de utilizar a sus foráneos. La Liga MX, a través de un boletín, dio a conocer que "en respeto al absoluto al orden jurídico nacional, los nuevos jugadores extranjeros para el Torneo Clausura 2013 que iniciaron los trámites migratorios correspondientes para obtener la autorización que les permita llevar a cabo su actividad profesional en México. En ningún caso la autoridad ha otorgado algún permiso especial para los jugadores".

Pero al continuar la Jornada 2 del Torneo Clausura, Querétaro no alineó ni llevó al banquillo a sus extranjeros lo que destapó que efectivamente en la Jornada 1 participaron con un "permiso especial", ya que ahora deberán realizar sus trámites en forma natural como cualquier extranjero.

La situación fue más clara, ya que en el último partido de la jornada sabatina, Atlas tampoco pudo utilizar a sus jugadores del exterior Rodrigo Millán y José Luis Chávez, no obstante que los propios directivos habían aceptado que habían llegado sus "transfers" y podían jugar sin problemas.

La Liga MX, a través de su presidente Decio de María, tuvo pláticas a principios de semana con representantes del Instituto Nacional de Migración, pero nunca se reveló cuáles fueron los acuerdos a los que se llegaron.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada